Páginas

viernes, 12 de agosto de 2011

XXIII CENA ANTIGUOS ALUMNOS SA.FA. ALCALÁ DE LOS GAZULES

Permitidme que empiece como siempre: Buenas noches, amigos y amigas que, un año más, estáis aquí respondiendo a la llamada de la Asociación. Gracias por darnos la alegría de vuestra amistad. Muchas gracias a todos. Veintitrés años de nuestra tradicional cena de convivencia, sin interrupciones, gracias, una vez más, a vuestra valiosa presencia y colaboración.

Nuestro propósito sigue siendo el de siempre: que no nos perdamos en el desarraigo y sigamos formando parte de la familia de la SAFA, más aún, de la familia de nuestro “Convento”, que es la que, en definitiva, y aunque peinemos canas, nos ha unido para siempre en esta amistad que nos profesamos. Amistad, afecto y fraternidad que en estas Escuelas nos inculcaron desde pequeños como valores fundamentales en nuestras vidas. Y lo mantenemos gracias a esta Asociación de antiguos alumnos, pese a que, a cada uno, los avatares de la vida nos han llevado por distintos derroteros, después de que muchos de nosotros viviéramos nuestras primeras experiencias de educación y conocimiento en estas aulas. Por eso siempre digo que esta no es una Asociación más, porque así lo demostramos con hechos, porque venimos haciéndolo desde hace veintitrés años, porque entre todos mantenemos ilusionada, encendida y viva esta llama fraterna y porque estamos convencidos que merece la pena luchar por ella.

Aunque mi máxima ilusión sería que la multitudinaria presencia de antiguos alumnos nos impidiera caber en este patio, ello no siempre es posible, y no lo es por múltiples causas, que no se les ocultan, pero ello no me hace sentir menos feliz y agradecido a todos. Sé, soy consciente de ello, que nosotros, como todas las familias numerosas, tenemos dificultades para poder reunir a todos los miembros y miembras de la misma. (Permitidme la broma, dado que es una broma alcalaína). Siempre queda en nuestro corazón el recuerdo para quienes deseando estar hoy aquí, no pueden hacerlo.

Sé que a muchos les ha hecho ilusión volver a nuestro pueblo, que surge, cuando se dobla la última curva, entremos por la carretera que entremos, como un pequeño Nazaret, colgado en la cumbre. Cuando se llega a Alcalá se deslumbran los ojos y, a los que somos de aquí y hemos estado un tiempo, corto o largo, fuera, también se nos deslumbra el corazón de recuerdos. Habréis tenido ocasión de pasear por nuestra “playa”, la mejor playa del Sur, y por el paseo que nos han hecho nuevo, al que habremos de denominar el Paseo Marítimo, que toda playa que se precie tiene. Y habréis recorrido sus calles y plazas, subido por la cuesta de Río Verde, la calle Real, la Plazuela, Ildefonso Romero, San José, San Vicente y habréis llegado, por fin a la Plaza Alta, el mejor sitio para evocar la historia de nuestro pueblo y nuestra pequeña historia personal.

Y, ahora, también como siempre, hemos de poner nombre a determinados agradecimientos. Nos acompaña, un año más, Isabel Mansilla, Directora de este Centro. Gracias Isabel por tu cariño a nuestra Asociación, por tu desinteresada colaboración y, cómo no, por compartir con nosotros estos momentos tan entrañables. Te animamos para que, estas Escuelas que tanto nos dieron a nosotros, sigan educando en valores, pese a estos tiempos modernos que nos asolan y asolan esos valores.

Agradecer la presencia de nuestro nuevo Alcalde, Julio Toscano Gómez. Esperemos que se sienta a gusto entre nosotros y vuelva el año próximo.

Gracias a la Diputación Provincial de Cádiz y a nuestro “embajador” en ella, José María Moreno Macías, por su ayuda inestimable.

Gracias a Coplaga Cádiz, en particular a Pepe y a sus hijos, por su aportación para dar mayor realce a nuestro IX partido de fútbol. Nuestro Secretario Jaime Guerra Martínez le hará entrega de una placa como agradecimiento de la Asociación hacia ellos.

Nuestro agradecimiento a José Ángel Pizarro y a todos sus colaboradores, para que esta cena sea todos los años un éxito. Sabemos que participará en la Jornada Mundial de la Juventud, que reunirá en Madrid a más de un millón y medio de personas entre los inscritos y los espontáneos, y para ello le entregamos esta camiseta.

Quiero recordar, ahora, a Bernabé de la Rosa, antiguo alumno de la Safa de Andújar, que me ha enviado un correo y nos dice: “Siento Andrés y demás Safistas no poder acompañaros tampoco este año a la celebración de los actos que anual y perfectamente organizas por estas fechas. No quiere decir esto que el año que viene no lo intente. Si la situación nos es favorable, intentaré ir, tratando que me acompañe Miguel Ángel Ibáñez. Te ruego hagas extensivo un abrazo a los Juanes (Galván y Montes de Oca) a Diego, a Manolo Pérez, y en general a todos los componentes de la Asociación de Antiguos Alumnos Sa.Fa de Alcalá, asistentes.”

Y, como todos los años, también hoy, están aquí amigos que han venido de muchos lugares de España: Cádiz, Sevilla, Rivas-Vaciamadrid, Chipiona, San Fernando, Móstoles, Jaén, Los Barrios, Marbella, Puerto Real, Fuengirola, Algeciras, Llodio, Martos, Conil, Madrid, Málaga, Puerto de Santa María, La Línea, Jerez de la Frontera y Barbate. Gracias a todos. Y a los que no han tenido que desplazarse de ningún sitio, porque vivimos aquí, en nuestro querido pueblo, gracias también, muchas gracias por vuestra presencia.

Quiero, pediros, en nombre de la Asociación y en el mío propio, que sigáis colaborando como hasta ahora, para que la gran familia safista que estamos creando, -y que ya va teniendo su edad- sea cada día mayor y los lazos de amistad y cariño que a todos nos unen, sean cada vez más intensos. Ese ha sido siempre mi sueño al frente de esta Asociación. Mientras sigáis viniendo cada año a la cena, yo estaré aquí.

No olvidemos que estas convivencias son muy importantes y suponen mucho para nosotros. Son parte de nuestra vida y forman parte de nuestros recuerdos. Se respira amistad, afecto, solidaridad, todos aquellos valores de los que hemos hablado antes y que, reitero, debemos seguir transmitiendo, puesto que creemos en ellos y a ellos queremos servir.

Por último, quiero reiteraros mi petición de siempre, quiero veros el año próximo aquí, en el patio de nuestros recuerdos, donde tan buenos ratos hemos pasado, y quiero veros el siguiente y todos los años, y quiero ver cada vez más amigos acompañándonos, sentirlos y que se sientan parte de esta gran familia.

No hemos tenido que deliberar mucho para nombrar al Príncipe 2011, pues de todos es conocida su presencia en nuestras actividades anuales. Se merece esta distinción Francisco García Estévez “Téllez”. La banda se la debía de imponer Antonio Visglerio Sánchez, Príncipe saliente, que por motivos personales no nos ha podido acompañar este año. Lo hará José María Pérez García.

Y hoy, me lo vais a permitir, tengo que extenderme un poco más, aunque no mucho más. Hoy vamos a entregar un ramo de flores a la esposa, la consorte de nuestro príncipe, como hacemos siempre. Pero hoy es especial, debe ser especial, hoy quiero homenajearla a ella, a Juani, personalmente, por su tesón, por su valentía, por su lucha constante contra esa grave enfermedad que no nos atrevemos a decir nunca por su nombre, como si ignorando su nombre alejáramos su presencia de nosotros. Pero ese tesón, esa lucha, ese dolor sufrido en silencio, ese valor, ese ejemplo de vida, han tenido su premio, porque Juani, -todos los que te queremos estamos realmente felices por ello-, has vencido a esa terrible enfermedad, has vencido al cáncer y hoy estás entre nosotros recuperada y radiante. Enhorabuena, Juani.

Gracias a todos de todo corazón.


































































El tiempo que hará...